All for Joomla All for Webmasters

AGRICULTURA MUNDIAL. NUEVA VISION

La producción mundial de agro alimentos, está siendo definida por un grupo reducido de corporaciones, con inmenso poder económico que busca tener control integral de los distintos recursos productivos. Se apoyan en tecnología, información y en los últimos desarrollos y aplicaciones de la inteligencia artificial, para proteger sus intereses, unificando los patrones de utilización.

La situación nos preocupa y expectantes observamos el curso que toma la iniciativa; si nuestra percepción es acertada, como creemos, los diferentes insumos de uso diario en las explotaciones: como biotecnología, semillas, agroquímicos, maquinaria, financiamiento, seguros, logística, empaque, comercialización, big data, técnicas y equipos para sistematización y automatización, solo se podrán adquirir y utilizar de acuerdo con las directrices que establezca el conglomerado empresarial. Solo el suelo y el agua, sin duda los recursos productivos más importantes, escapan a este control; sin embargo, esta situación puede cambiar: declaraciones del antiguo CEO de Nestlé, Peter Brabeck, avaladas por el Banco Mundial, pronostican que se promueve una gran ofensiva para que Naciones Unidas derogue la resolución que establece que el agua constituye un derecho humano esencial para el goce pleno de la vida y en su lugar establezca que solo se trata de un alimento y como tal se debe permitir privatizarlo.

Igualmente, la posición que hoy asumen algunos sectores sobre uso y tenencia del suelo también crea inquietud: algunos países tienen legislaciones que permiten a empresas publico privadas extranjeras, con definido control del pais de origen, adquirir áreas importantes y destinarlas a la producción de agroalimentos con fines exclusivos de exportación, permiten traer maquinaria, equipo y hasta mano de obra. China encabeza estas inversiones para establecer cultivos, en tierra propia, de latino américa. También, Sin embargo, otros pueden seguir esta tendencia; hace unos meses recibimos un brochure muy completo, editado por LAAD, Latin American Agribusiness Development Corporación S.A. cuyo objeto social es apalancar financieramente agro proyectos importantes en la región, relacionan inversiones importantes en diferentes países del continente, en varios cultivos y en actividades relacionadas. Según la información, ha venido operando desde hace algunos años, bajo el formato de fiducia y la garantía de los prestamos es hipoteca sobre la tierra donde se desarrolla el proyecto. Esto no se sale de lo normal, lo que llama la atención es su composición accionaria que incluye corporaciones americanas y europeas, líderes en el mundo de los negocios, vinculados en algunos casos con el agro:  bancos, corporaciones financieras, seguros, maquinaria agrícola, biotecnologia, semillas, frutas, granos, alimentos, llantas, agroquímicos y biotecnologia.  

Puntualmente, el estratégico segmento de la biotecnologia representa un típico caso de oligopolio, conformado por tres mega corporaciones, formado por adquisiciones y fusiones.

En los inicios y durante el desarrollo de este agro negocio, la multinacional Monsanto, hoy propiedad de Bayer, dejó con sus controvertidas actividades una huella oscura, gracias al papel protagónico que jugo en la elaboración de las leyes que regulan los negocios en Estados Unidos; nadie antes había tenido mayor capacidad para imponer reglas de juego y defender sus intereses que esta corporación. Atreves del lobby, los sólidos cuestionamientos de las agencias encargadas del control oficial, fueron neutralizados por funcionarios de alto rango, pertenecientes a diferentes gobiernos. El lobby y la inmensa capacidad financiera de la multinacional, logro que estas agencias flexibilizaran los requisitos que debían cumplir las compañías de biotecnologia; un ejemplo se relaciona con el texto que Monsanto coloco inicialmente en la etiqueta de Roundap™, que origino dos demandas por publicidad engañosa en USA y Francia, se anunciaba que el producto una vez aplicado se degradaba, sin embargo, la evidencia los obligo a cambiarla al reconocer que solo el 2 % es biodegradable, después de 28 días de aplicado. Durante la administración Clinton, el lobby siguió en plena actividad y su Secretario de Agricultura Dan Glicman reconoció que fue presionado por sus compañeros de gabinete para favorecer al herbicida porque se consideró como herramienta estratégica para el negocio de la biotecnologia de Norteamérica.   

Cuando la opinión pública tuvo conocimiento de estas manipulaciones, el impacto se vio reflejado en las encuestas de recordación de marcas, directamente asociadas al good will de una firma: Monsanto quedo en el puesto 87 entre 100 y Bayer en el puesto 3, seguramente estos resultados facilitaron la compra de Monsanto para mejorar la imagen deteriorada de su portafolio y además tener acceso al mercado de transgénicos en la comunidad europea. Durante los últimos años de Monsanto en el mercado, adquirió la mayoría de empresas productoras de semillas para cultivos industriales y de hortalizas que hoy son propiedad de la alemana, menos de la cuarta parte de productores de semillas queda fuera de su control. Elimino la competencia y fortaleció el portafolio; gracias a los estrechos vínculos que mantenía Monsanto con los gobiernos, consiguió que las cláusulas de propiedad intelectual se incluyeran en los tratados de libre comercio que firma Estados Unidos, incluido el TELECAN, así no solo protege su negocio, sino que blinda la utilización de sus materiales.  

La mayor parte del ponqué que corresponde al negocio de biotecnologia, semillas y productos para la protección sanitaria de los cultivos, hoy se concentra en mega tres mega corporaciones:

Bayer alemana, la más importante gracias a la compra de Monsanto; se conoce que ha tenido que hacer frente a demandas millonarias por daños a la salud de usuarios de Roundap™.  

Corteva Agrosciences, americana, resulta de la fusión de los negocios agrícolas, de agrotoxicos, de semillas y de biotecnologia de Dow y Dupont.

Singenta, originaria de Suiza, del grupo Novartis. Hoy es propiedad del conglomerado estatal ChemChina y se confirma que continuara trabajando sus portafolios a nivel mundial en forma independiente.

Adama, empresa líder en agrotoxicos genéricos, propiedad del conglomerado estatal ChemChina. fortalecida mediante la compra de otras empresas de genéricos; hoy desarrolla sus actividades en el mundo, en forma independiente.  

BASF, alemana; ha venido fortaleciendo su portafolio de productos para protección de cultivos mediante compra de los negocios de otras multinacionales de agroquímicos. Últimamente ante la determinación de las agencias regulatorias del mercado europeo, adquirió de Bayer parte importante del portafolio de agroquímicos.

Las expectativas de los productores del campo en todo el mundo aumentan, este movimiento entre empresas se reflejará en el precio de los insumos y en costos de producción de los cultivos, además es posible que se produzcan limitaciones para la libre producción y comercio de los agro alimentos. Por otra parte, la necesidad que el consumidor este informado sobre el origen de los alimentos que consume, privilegia la producción especial, organica y ecológica y la coloca como la más apropiada para saber que vamos a comer. En muchos países se promueven emprendimientos e innovaciones para que este tipo de explotaciones tengan el apalancamiento tecnológico necesario al productor y sean exitosas. Todos estos esfuerzos son bienvenidos y apoyados para proteger la producción sostenible de agroalimentos.